Pàgines

Cuando una familia nos contacta buscando doula, es una responsabilidad y un regalo.

Acompañar el nacimiento de una familia, con la llegada del primer o segundo bebé, o ¡tercero! es un momento único. El posparto inmediato, recibir al bebé, llegar todas a casa, sentir y caminar. Momento únicos y llenos de amor, calma, incertidumbre, más amor y cansancio.

Recordando nuestros acompañamientos brotan sonrisas, abrazos y lágrimas, de respeto, humildad, presencia, confianza y amor, de nuevo, mucho amor.

Cap comentari:

Publica un comentari